El Forjista

Juan Domingo Perón

Capítulo 3 - El primer matrimonio

Cuando regresa a Buenos Aires ya es teniente primero y en 1924 es ascendido a capitán, dos años después es enviado a la Escuela Superior de Guerra.

Más menos por el año 1926 conoce a Aurelia Tizón de 18 años, maestra de guitarra y piano, su padre es comerciante, al poco tiempo de conocerse se ponen de novios y contraen matrimonio el 5 de enero de 1929 en una humilde ceremonia, Perón vestía de luto porque dos meses antes había fallecido su padre a los 64 años.

Sus padres habían regresado a Buenos Aires dejando a su hermano Mario al cuidado de la estancia, Perón vivía alternadamente en la casa de sus padres en el barrio de Flores y un departamento del Centro que alquilaban entre varios oficiales.

Luego del fallecimiento de don Mario, su madre se traslada al sur y en la casa que era de sus padres se instala Perón con su esposa. A partir de ese momento la relación con su hermano y su madre será muy esporádica.

Se graduó en la Escuela Superior de Guerra y luego de la Luna de Miel en Bariloche es designado en el Estado Mayor del Ejército.

Escribir fue otra de las actividades en la cual se interesó, en 1928 publicó en un periódico militar un escrito sobre la campaña libertadora de San Martín en el Perú, también escribió tres libros de historia militar, en 1932 publicó “El frente oriental de la guerra mundial en 1914”, “Apuntes de la historia militar” que apareció un año más tarde y un estudio editado en dos tomos de la Guerra Ruso-Japonesa aparecidos en 1934 y 1935.

Su fascinación con la Patagonia se concretó en el libro “Tiponimia patagónica de etimología araucana”, aparecido en 1936 como resultado de sus viajes a esa región.  En su viaje a Neuquén tomó contacto con los investigadores Félix y Pedro San Martín con los que luego siguió en comunicación por carta, también conoció a los caciques Pedro Curruhuinca y Manuel LLarquin quienes le prestaron ayuda para su investigación.  

Yrigoyen había sido reelegido en 1928 duplicando en votos a su contrincante más cercano, sin embargo, la oligarquía no iba a cejar en su intento de derrocarlo, como suele ocurrir en esos casos la prensa ejerce su función nefasta en la desestabilización de los gobiernos democráticos, el diario La Fronda se burlaba de los padres del presidente porque eran analfabetos con el titular “Analfabeto de padre y madre”.  

Distintos grupos políticos llamaban a las Fuerzas Armadas a dar el golpe de estado, la fascista Liga Patriótica vociferaba: “El señor Yrigoyen no es ya presidente de la nación, va a la Casa de Gobierno, pero no gobierna. Es un obstáculo al bien público y entorpece la prosperidad del país… Por su culpa, la Argentina no es ya gloria de América. Jamás la dignidad de la República fue más escarnecida”. (1)

En tanto el socialista y eterno golpista Alfredo Palacio le pedía la renuncia al presidente y el Partido Comunista declaraba: “…es el gobierno de la reacción capitalista, como lo demuestra su política represiva, reaccionaria fascistizante, contra el proletariado en lucha, contra el cual aplica cada vez más métodos terroristas”. (2)

En junio de 1930 un mayor lo invita a participar de una reunión conspirativa contra el gobierno constitucional de Hipólito Yrigoyen de la que participaría el general Uriburu, luego de haber aceptado su participación Perón decide mantenerse alejado viendo la desorganización imperante, sin embargo, concluirá adhiriendo a la fracción del general Justo teniendo una participación marginal en el golpe de Estado del 6 de septiembre de 1930.

El día del Golpe de Estado llegó hasta la Casa Rosada tratando de poner cierto orden ante la presencia de grupos civiles en el interior procediendo a desalojarlos, luego se dedicó a patrullar las calles tratando de evitar desmanes, en el nuevo gobierno fue designado secretario privado del ministro de Guerra pero no duró mucho porque Uriburu se dedicó a desplazar a todos aquellos que adherían a la corriente interna de Justo.

Producido el golpe de estado una multitud enardecida asalta la casa del presidente depuesto arrojando los muebles por las ventanas para luego prenderlos fuego.

Perón comentará tiempo después que su adhesión al proyecto golpista se debió a que gran parte de la oposición señalaba a los miembros del gobierno como simples ladrones y que no había ninguna voz que saliera a desmentir esas acusaciones, o sea que el “se robaron todo” no es nada nuevo y siempre útil para justificar el asalto de la oligarquía al poder para robarse todo, pero siempre con los guantes colocados para no ensuciarse sus delicadas manos.

En su oportunidad realizó la correspondiente autocrítica por su participación en ese golpe de estado reconociendo lo mucho que Yrigoyen realizó por los sectores más postergados.

En 1953 explicó: “El presidente Yrigoyen fue el primer presidente argentino que defendió al pueblo, el primero que enfrentó a las fuerzas extranjeras y nacionales de la oligarquía, para defender a su pueblo. Y lo he visto caer ignominiosamente por la calumnia y los rumores” “Y después de la revolución, lo meten preso a Yrigoyen en Martín García, hacen investigaciones en las que revisan hasta los colchones a los que habían sido acusados y a ninguno se le pudo probar absolutamente nada…Después cuando Yrigoyen murió, todos decía: ‘¡Pobre Viejo!’. Y un millón de personas lo acompañó al cementerio, un millón que faltó, en la Plaza de Mayo, el día de la Revolución”. (3)

El 28 de octubre de 1930 fue designado profesor de Historia Militar en la Escuela Superior de Guerra, permitiéndole incursionar en otro de sus asuntos de interés, en este caso la enseñanza posibilitándole transmitir los conocimientos adquiridos en sus largas horas dedicadas a la lectura.

Pero además su experiencia como docente le permitió desarrollar su habilidad para manejarse ante el público, que constituirá una de sus mejores condiciones para ejercer en la política.

El 19 de diciembre de 1930 muere su abuela Dominga, su madre y sus hermanos siguen radicados en la Patagonia a los que visitará acompañado por su esposa en tiempos de vacaciones.

Al finalizar el año 1931 es ascendido a mayor y debe ocupar el cargo de ayudante del Jefe de Estado Mayor.
El grupo liberal liderado por el general Justo conspira contra el gobierno del nacionalista oligárquico Uriburu, obligándolo a convocar a una farsa de elecciones con el radicalismo proscripto, la fórmula conformada por el general Agustín P. Justo y Julio Argentino Roca (hijo) vence a la auspiciada por socialistas y demócratas-progresistas que se prestaron a la farsa con la fórmula Lisandro de la Torre – Nicolás Repetto, mientras se consuma la entrega más abyecta del patrimonio nacional, se pretende que las Fuerzas Armadas se recluyan en un profesionalismo al margen de la situación del país.

Ir al capítulo siguiente

----------------------

(1) Norberto Galasso. Perón. Formación. Ascenso y Caída 1893 1955. Tomo I Colihue 2011 pag. 79

(2) Idem, pag. 79 y 80

(3) Idem pag. 88

Volver al índice